Unidos.News
Sin categoría

“Es posible que Vox lo haya utilizado”

El pasado 10 de marzo VOX organizó en el Congreso de los Diputados una jornada sobre salud mental a la que fueron invitados, entre otros, Celso Arango, director del Instituto de Psiquiatría y Salud Mental del Hospital Gregorio Marañón, y Javier San Sebastián, antiguo jefe de la Unidad de Psiquiatría Infantil del Hospital Ramón y Cajal. Durante sus discursos ambos psiquiatras criticaron con dureza la Ley Trans, recientemente aprobada, y mostraron preocupación sobre las consecuencias que, a su juicio, la norma tendrá sobre muchos jóvenes españoles, que consideran que han quedado desprotegidos.

«Es una monstruosidad. Va a producir mutilaciones y después arrepentimientos», afirmó San Sebastián. Arango, por su parte, opinó que se trataba de una norma «machista» que perpetuaba el «cliché tóxico» de que «mola más ser chico porque no te meten mano», y alertó sobre el crecimiento exponencial del número de casos de menores trans, asegurando que en algunas clínicas se habían incrementado hasta en un mil por ciento. El experto concluía afirmando que «si algo se multiplica de forma tan rápida entre la población, o tiene un origen infeccioso o hay algo más».

Lo cierto es que discursos como estos han sido los predominantes en el panorama mediático desde que se hicieron públicos los cambios que la nueva Ley Trans introducía. Diversos expertos y asociaciones han apuntado en la misma línea, y en particular Arango se ha convertido en una de las voces mas críticas, realizando decenas de entrevistas y declaraciones públicas.

Sin embargo, el pasado miércoles la Asociación Española de Neuropsiquiatría (AEN) rompió con eso, emitiendo un comunicado en el que aseguraban que la labor de los profesionales de la salud mental no es tutelar a las personas trans y «darles permiso para existir», sino simplemente «acompañarlas». Por ello, reclamaban dejar de lado el intervencionismo, respetar la «complejidad» del proceso y no utilizar su posición para «despojar» a las personas trans de su capacidad de decisión. 

«La psiquiatría apolítica es de extrema derecha«

«Había que dar otra versión diferente a la que están dando algunos psiquiatras en nombre de la psiquiatría», explica Eugenia Caretti, psiquiatra infantojuvenil en la sanidad pública y miembro de la AEN. Que añade: «Estoy absolutamente en contra de lo que dicen, y me enfada y preocupa el planteamiento que tienen. Primero, porque siguen patologizando el tema trans. Y segundo porque insisten en que se necesita un médico, un psiquiatra o un psicólogo para ratificar si esa persona es verdaderamente trans, cuando no hay ninguna teoría dentro de la psiquiatría que sirva para determinar quién es y quién no es trans. La identidad sexual es algo subjetivo. Pero esto no quiere decir que sea de libre elección, porque te viene dado, no se decide”. 

Cuando colgaron el comunicado en su cuenta de Twitter, algunos seguidores de la cuenta de la AEN cuestionaron los argumentos de la carta y el momento elegido para publicarla. Y también preguntaron si realmente esa era la posición mayoritaria dentro de la asociación. La respuesta de la AEN, en distintos tweets, fue la misma para todos: «La Junta, según nuestros estatutos, representa a la AEN y para eso ha sido elegida. Lo que incluye elaborar los posicionamientos que crea necesarios. Evidentemente, el debate interno o externo siempre será bienvenido».

Pocos días antes de publicar el comunicado, cuando se supo que Vox había organizado la jornada de salud mental en el Congreso, la filial madrileña de la AEN puso otro tweet donde mostraba su repulsa hacia el acto y cargaba contra los expertos que participaban en él. En el mensaje se leía lo siguiente: «La psiquiatría apolítica resultó ser de extrema derecha».

«Tienen un discurso totalmente politizado, que responde a una ideología. No quieren aceptar que hay algo nuevo, un cambio de paradigma social que está haciendo que la identidad sexual se contruya de manera diferente. Y quizás tampoco quieren perder cierto poder de decisión, de poder tutorizar y de tener bajo control. No sé si es exclusivo de la extrema derecha, porque hay gente que no es de extrema derecha y tiene cierta afinidad con este mensaje. Pero claramente abrocha perfectamente con lo que defiende la extrema derecha. No es casualidad que hayan ido al acto de Vox», resume Caretti.

Psiquiatría como «herramienta de acción política»

«Decir que somos de extrema derecha es una manipulación y una perversidad. Sobre todo viniendo de una asociación que está claramente politizada, y que es de tipo sociopolítico más que ético. Pero es posible que Vox haya utilizado el tema. No ha sido muy agradable la publicidad que le han dado. Una cosa es ir al acto y otra propagarlo de esa manera. No nos ha gustado pero no hemos podido evitarlo», explica José Luis Carrasco, presidente de la Sociedad de Psiquiatría de Madrid (SPM), que también participó en el acto del Congreso.

Carrasco, que considera que la gran mayoría de la comunidad psiquiátrica española está en línea con lo que ellos defienden, critica que la AEN no defiende su posición de manera «técnica» y basa su postura en políticas sociales. «La psiquiatría médica no tiene ideología. Pero ellos la conciben como una herramienta de acción política para actuar ante los problemas de la sociedad. Habitualmente nos acusan de ser de derechas o de extrema derecha y de estar al servicio del poder y de la industria farmacéutica. Pero no han tenido nunca un posicionamiento oficial, porque entonces tendríamos que responder», comenta el experto. 

El presidente de la asociación madrileña lamenta que los partidos políticos hayan «apartado» a los expertos de la toma de decisiones sobre temas referentes a la salud mental y la psiquiatría. Y considera que lo ideal sería organizar más jornadas de reflexión, que en el pasado asegura que otros partidos como el PP o el PSOE también incentivaron, donde distintos profesionales de diversas asociaciones pudieran exponer sus argumentos. En todas ellas asegura que su posición siempre sería la misma, porque está basada en criterios «técnicos», que no cambian.

A la vez, Carrasco considera que la postura de la AEN sólo busca resucitar polémicas que ya estaban enterradas para seguir «teniendo papel, voz y algo de lo que quejarse», pero presentan una imagen «irreal». «Lo único que tendría que decir la Ley Trans para que la medicina no dijera nada es que el proceso no hay que hacerlo de manera impulsiva, sino con criterio, rigor científico y la intervención de la psiquiatría y la psicología», concluye el presidente de la SPM. 

Enlace a la fuente

Notas relacionadas

La plataforma de cryptoactivos Bittrex se declara en bancarrota despus de la denuncia de la SEC

Unidos News

de princesa rebelde a reina en búsqueda de su lugar

Unidos News

In-trans-igentes

Unidos News
Cargando....

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Suponemos que está de acuerdo con esto, pero puede excluirse si lo desea. Aceptar Leer más

Política de privacidad y cookies