Unidos.News
Sin categoría

La hija del emérito, cuestión de Estado

Salen hijos del emérito como pisos de Sánchez, de entre palacios o cabañas donjuanescos, de los cajones, el aire o los parterres. Don Juan Carlos, pródigo y pichabrava, tiene leyenda de hijos como otra leyenda de cazador, que ambas son leyendas regias, de muchos bastardos y muchos jabalíes. Los Borbones han cazado más mozas que osos, aunque mozos también, que Isabel II tampoco era manca borboneando en sus camas rollizas y altas como capachos, con dosel de trono y escupidera de posada. El escándalo, como el asco, no se contemplaba entre la realeza, que en Versalles había amantes residentes, como cocineras residentes, y se fornicaba en la Galería de los Espejos con la peste de los bajos disimulada por pomadas y perfumes. Todo este frufrú de pelucas, pubis y vellocinos sería sólo curiosidad, morbo o vicio si no fuera porque los hijos de los reyes, concebidos en pajares o en camas finas y sucias, están destinados a ser también reyes o abejeo de reyes. El problema no es la picha velera ni la papada cardenalicia de este u otro rey, sino cómo afectan al Estado.

Para poder acceder a este y otros contenidos debes de ser suscriptor.

Opciones de suscripción

¿Todavía no estás seguro? Consulta aquí todas las ventajas de suscribirte a El Independiente.

¿Ya eres usuario Premium?


Identifícate

Enlace a la fuente

Notas relacionadas

El 'brujo' electoral de Putin muere sin admitir el 'pucherazo'

Unidos News

“Siento una conexión especial con Madrid, por su energía y su espíritu artístico”

Unidos News

Mossos investigan la desaparición de una mujer de 36 años entre Calella y Pineda de Mar en Barcelona

Unidos News
Cargando....

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Suponemos que está de acuerdo con esto, pero puede excluirse si lo desea. Aceptar Leer más

Política de privacidad y cookies